Social Media en la Era Foodtech

Foodtech and Social Media
El sector de la alimentación ha sido, es y seguirá siendo, uno se los más dinámicos, exigentes y también innovadores en el panorama industrial en general y en el panorama Social Media en particular.

Esa es una de las razones por la que pocas temáticas mueven tantas interacciones, pocas generan tantas opiniones y muy pocas consiguen estar permanentemente en el centro de atención del usuario en las Redes. Un panorama que se puede extrapolar a casi cualquier mercado y entorno geográfico.

Siendo así, es lógico que hablemos de FoodTech como un vector de transformación del ecosistema food & beverage. Porque es lógico que el sector de la alimentación sea uno de los grandes actores de esta fuerza transformadora que denominamos EverythingTech.

La tecnología lo transforma todo y todo se apalanca sobre la tecnología para impulsar dinámicas de innovación que permitan asegurar sus actuales territorios y conquistar otros nuevos. Un buen ejemplo en el ámbito Foodtech es el fondo de inversión para startups FoodTech impulsado por Campbell’s.

Hablar del impacto FoodTech en el sector de la alimentación nos llevaría por un largo viaje. Un viaje que comienza en los cultivos (AgroTech, BioTEch, Agro IoT), pasa por la elaboración de productos manufacturados (Manufactura 4.0) y podría terminar en los nuevos modelos de Supermercado (eCommerce, Cashier Free Stores), los nuevos métodos de pago (Fintech) o las nuevas maneras de mantener la comunicación y la confianza del consumidor final (Omniaccess Experience – Omnichannel Marketing).

Por ese motivo, aunque el viaje es largo y estimulante,  en este artículo vamos a centrarnos en la última etapa. En posteriores publicaciones abordaremos otras etapas y otros aspectos del sector de la alimentación.

La Era Foodtech confirma que cuanto más se sofistica un producto o servicio, mayor importancia adquiere el factor humano: la confianza.

Nuestro entorno se vuelve cada día más complejo.

Cuanto más se sofistica un producto o un servicio, cuanto más valor se le añade y mayor complejidad tecnológica es necesaria para elaborarlo, ofertarlo y distribuirlo, mayor importancia adquiere la confianza. Y la confianza, por encima de todo lo demás, está sustentada sobre el elemento humano.

El consumidor quiere información, quiere atención y exige seguridad. Cuanto más sensible sea un producto o servicio mayor será su exigencia. En alimentación, su exigencia es total.

Se abre entonces, y lo estamos comprobando desde hace tiempo, una carrera que se desarrolla a dos niveles: la carrera de la personalización y la carrera de la inmediatez. También es una carrera a dos velocidades, pero son dos velocidades que tienden a converger.

Desde nuestro ámbito de actividad, el entorno Social Media, comprobamos día a día que la conversación con el usuario es fundamental (nunca ha dejado de serlo), pero el ritmo al que es necesario dar respuestas exige explorar constantemente nuevas vías y aproximarse al consumidor para entender cómo vive, cómo piensa y cómo actúa.

Inteligencia híbrida – HI / AI – para una experiencia total.

Los humanos (Social Media management) y los automatismos (bots, chatbots, asistentes de voz) van a estrechar su colaboración. Ambos son necesarios, ambos deben formar parte de una estrategia coherente y ambos deben estar adecuadamente gestionados en cualquier plan de acción.

Con las cosas de comer no se juega. Siempre tiene que haber alguien al otro lado con quien poder hablar. Es el momento de darle su verdadera dimensión a la Omniaccesibilidad y a la Omniatención poniendo a trabajar la HI (Human Intelligence) con la AI (Artificial Intelligence).

En la Era Foodtech ninguna marca de alimentación, ningún producto o productor pueden quedar al margen del nuevo paradigma.

Por eso es tan importante replantearse cómo queremos ofrecer al consumidor una nueva experiencia en el sector alimentario desde el entorno digital.

Sabemos que hay algunos killer contents que siempre funcionan (las recetas de cocina, por poner un ejemplo), sabemos que las promociones gustan y los concursos son bien recibidos. Pero también sabemos que una parte de la innovación en este sector pasa por innovar en la manera como conversamos con los usuarios y clientes.

El tránsito del Food al FoodTech abre un gran funnel en el que la tecnología aplicada al Marketing, la Comunicación y la Publicidad (MadTech) hace posibles nuevas propuestas que, como no podía ser de otra manera, ya estamos comenzando a explorar.

Redes sociales y alimentación - Lewis & Carroll

Si la carrera evolutiva premia a quien mejor se adapta, es obvio que ahora estamos ante la prueba definitiva. Quedarse al margen es dejarlo todo en manos de Amazon.

En Lewis & Carroll elaboramos nuestras estrategias inspirándonos siempre en la vida real.

Para aportar valor real a las estrategias y planes, salimos de observación por el mundo digital y el físico.

Investigamos constantemente hábitos y nuevas iniciativas en diferentes sectores para identificar las oportunidades que la tecnología abre, procurando hacerlo desde las señales más débiles incluso antes de que se conviertan en tendencia, y poder ofrecer a nuestros clientes estar en el grupo de pioneros en entrar en un nuevo mercado, segmento o sector.

Contrastamos las novedades con la vida real, con el ahora, aunque mirando a medio y largo plazo porque es importante entender de qué manera el entorno y los espacios condicionan o construyen nuevos hábitos de consumo (consumo de información y consumo de productos).

Naturalmente, las Ferias son punto de visita obligado para nosotros. Esta semana estamos en Alimentaria 2018 absorbiendo las propuestas del sector, comprobando qué novedades aportan las Marcas y cómo los Influencers se involucran en las nuevas propuestas, conociendo nuevos productos y nuevos modelos de distribución, Supermercados y Food stores.

Y conversando, conversando mucho y compartiendo conocimiento y perspectivas con nuestros clientes, con nuestros colegas y con nuestros colaboradores, probando nuevas Apps y testando las propuestas en las que estamos involucrados.

alimentaria2018